La semana de… Pedro de los majaras (IV)

En 1981, tras el gran éxito de ‘Los simios’, la comparsa se queda con un tercer premio provincial de la mano de Diego Caraballo y la agrupación. Eran ‘Gibraltareños’.

gibralterenos

Al año siguiente vuelven a asumir la autoría Ángel García y José Luis Arniz con ‘Del Puerto a Cai’. Ese año ya los premios estaban unificados y esta comparsa queda en las semifinales.

Del Puerto a Cai

Para 1983 algunas agrupaciones de la provincia estaban disconformes con la unificación del concurso pues, a su parecer, ésto únicamente pretendía favorecer a las agrupaciones de Cádiz capital. Por este motivo, decidieron no acudir al concurso del Falla, aunque, por diversas circunstancias fue la comparsa del Puerto la que se quedó sin participar, algo que propiciaría alguna letra en contra de alguna agrupación. Esa agrupación que no participó fue ‘Leche y picón’ y llevaba la autoría de Ángel García y José Luis Arniz.

Leche y picón

En 1984 los majaras fichan por uno de los autores más laureados de la historia del carnaval de Cádiz: Pedro Romero, quien, junto a José Luis Arniz, sacan ‘Israel’, una comparsa que, a pesar de su enorme calidad, no consiguió pasar a la final. De esta comparsa nos ha quedado una maravillosa presentación y pasodobles como este.

Dime mamá,
hablo desde tu vientre
que es mi prisión de cristal,
dime por qué,
tu me niegas la vida
y me deseas abortar.
Si estoy dentro de ti
no me prives mi libertad.
Déjame mamaita tengo derecho a jugar.
Dime tú qué te he hecho
para quererme matar.
La ley del hombre
son decretos tan solo
y no es la ley de Dios,
el nacer y vivir
que es lo que pido yo.
Anda mamá,
no me niegues la vida
deja que nazca.
Encontrar inutilmente una esperanza.
Yo seré tu hijo de verdad
y tu mi madre que felicidad.
Te querré y te defenderé
entre mis brazos segura estarás.
Por favor, no me vayas a matar,
por caridad.
Siento a mi corazón,
palpitando de amor.
Por mis venas yo siento un escalofrío,
yo me muero en la carcel
de tu amor perdio,
siendo yo un inocente, que pena me da.
Piénsalo bien, anda mamá,
y dejame que nazca
para mirarte a los ojos.
Nunca te arrepentirás.

En 1985 Pedro Romero se desvincula del proyecto y la comparsa vuelve a tener la autoría de Ángel García y José Luis Arniz. La comparsa fue ‘Gigantes’ y, de nuevo, volvió a quedarse en la semifinal.

gigantes

En 1987 y tras un descanso, la comparsa dirigida por Pedro de los majaras, vuelve a obtener un premio, en concreto un tercer premio. Era la primera vez qu los majaras pasaban a una final desde la unificación de los premios, algo que no volverá a pasar hasta el año 2000. La agrupación de 1987 fue ‘Caballos andaluces’ con autoría de Diego Caraballo y la agrupación. Fue tercer premio por detrás de dos comparsas míticas: ‘A fuego vivo’, de Antonio Martín y ‘Con gancho’ de Pedro Romero y Aurelio del Real. De ‘Caballos andaluces’ os dejamos con este pasodoble.

Galopando,
tendido y veloz,
como el viento
que reina en el sur.
Resoplando como la mar,
relinchando va
un caballo andaluz.
Que le han dicho,
allá por sus praderas
que llegando a Cádiz
el campo se acaba,
pero empieza un verde y azulado,
ondulante prado,
sembrado de plata.
Por eso va tendido en su galope
y se bebe los vientos por llegar
al mismo Cádiz donde el campo muere
y nace el mar.
Ven, caballito ven,
que si Cádiz no tiene nada campero
y en su contorno se echan de menos
las amapolas,
pero tiene una brisa
que se encabrita por entreolas,
y una mar de alegría
y una bahía
digna de ver.
Ven, caballito ven,
que si en Cádiz praderas no hay,
verás que bonito son sus mares.
Me cachi en la mare,
los mares de Cádiz.

Compartir

Deja un comentario

Tu email nunca se publicará.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.