«La polémica política hace que este premio tenga un sabor agridulce»

Con el paraguas desplegado. De esta manera espera Andi Rivas que amaine el temporal que se cierne sobre su cabeza y sobre la obra elegida para ser el cartel del Carnaval 2009 de Cádiz.

Un despiste intrascendente, un error grave o quizás un pecado de ingenuidad. Lo cierto es que las modificaciones que sufrió su propuesta, que finalmente se convirtió en la ganadora, no sólo ha despertado las críticas de los que se presentaban al concurso junto a él. También algunos representantes políticos se han tirado los trastos a la cabeza.

El motivo: una equivocación en la fecha de la fiesta, que debe aparecer forzosamente en el cartel. El jurado avisó a Rivas y le autorizó a que lo entregara de nuevo con el error subsanado.

Hasta tres aspirantes a ganar el certamen para anunciar los días grandes gaditanos han presentado ya una impugnación.

El Ayuntamiento mantiene que la equivocación fue una minucia, que nunca hubo mala fe, que la obra es la que más le gustó al jurado y que no habrá marcha atrás. No hay Carnaval sin polémica y ésta dará para escribir alguna que otra letrilla.

Le ha tocado estar en el centro. Andi Rivas continúa con sus quehaceres que le llevan a recorrer parte de la geografía española y europea para seguir haciendo lo que le ha reportado un importante reconocimiento como artista gráfico.

– Su propuesta fue desde el principio una de las favoritas -en www.lavozdigital.es quedó entre las ocho más votadas- ¿hasta qué punto importa la opinión del público para el autor del cartel de Carnaval?

-El Carnaval es una fiesta popular, en la que se venera la expresión pública y se condena la represión. Y ese carácter rebelde es precisamente una de la virtudes que prefiero de esta fiesta, la opinión de la gente es, por lo tanto, muy importante. He recibido muchas críticas buenas y malas y hace relativamente poco que se me anunció como ganador, pero el cartel del Carnaval es así, una imagen que se presta al comentario y a la crítica.

-Cómo se prepara el artista para afrontar el reto de ponerle cara a una de las fiestas más esperadas por los gaditanos.

-Bueno, como gaditano estoy muy orgulloso y feliz, pero el protagonismo lo ha de cobrar la imagen en sí, nunca el que la hizo. Una vez que el cartel ya sale a las calles, deja de ser mío, pasa a ser de todos los gaditanos y de los que vengan, yo prefiero andar siempre detrás de mi trabajo.

-La imagen elegida es una propuesta bastante rompedora que aparca la visión romántica y clásica de otros años.

-Renovarse es una obligación, incluso para las cosas más tradicionales. De hecho, creo que el Carnaval es una fiesta, que aún conservando la tradición, se renueva todos los años. Se adapta creativamente a la actualidad para hacer crónica y protesta del año. No veo por qué su imagen gráfica debía encerrarse en lo tradicional, el Carnaval para mí se reinventa cada año.

-Ganar el concurso del cartel del Carnaval 2009 ¿ha sido una oportunidad para darse a conocer en su propia ciudad?

-A mí me gusta verlo como una oportunidad de aportar mi granito de arena a las fiestas de mi ciudad, mis fiestas favoritas. Siempre prefiero dejar a mi trabajo hablar por delante de mi persona.

-En su trayectoria profesional cuenta con reconocimientos tan importantes como el Premio al Mejor Videoclip de 2007 y el cartel anunciador del Festival de Cine de Málaga que logró cuando formaba parte de Emotive Project. ¿Qué lugar ocupa en su carrera la elección para el cartel del Carnaval de 2009?

-Este reconocimiento ocupa un lugar entrañable y privilegiado para mí como gaditano y como artista plástico. Es un premio que he deseado toda mi vida (por delante de otros, quizás a priori más relevantes). Desde que era niño soñé con hacerlo algún día, y ese día afortunadamente ha llegado. Es un trabajo muy especial y al que tengo un cariño particular, distinto.

-La polémica ha rodeado la elección casi desde el primer momento y no mengua con el paso de los días. Hay tres peticiones de impugnación. ¿Qué piensa cuando oye que no se han cumplido los requisitos de las bases del concurso?

-Admito que me equivoqué al poner la fecha del cartel. Me equivoqué al imprimir y enviar un boceto en vez de la obra definitiva. Pero creo que ese error ha sido alimentado luego política y periodísticamente. Cada cual ha intentado hacer algo de polémica con intereses propios de por medio. Eso es lo que realmente me parece más feo.

-¿Cree que las críticas han sido desmesuradas?

-Creo que ha sido desmesurado que se utilice este error como arma arrojadiza, que se cuestione la valía del cartel por ese fallo, que se politice mi trabajo y se le dé bombo interesadamente a la equivocación desde los medios. Todo eso me hace encontrar un sabor agridulce en este premio. Cualquiera comprende un fallo humano, el jurado lo entendió así y creo que se le ha dado una importancia demasiado grande a un hecho anecdótico y trivial. Pero bueno, algunas veces hay que agarrrar el paraguas, aguantar el chaparrón y seguir adelante, contento y orgulloso.

-Hace dos años cuando formaba parte de Emotive Project, confesaba a LA VOZ que vuestro proyecto ideal sería diseñar el cartel de Carnaval. Pese a todo lo amargo de la trifulca en los medios de comunicación, ¿se ha cumplido uno de sus sueños?

-Por supuesto, éste era un sueño que tenía desde que era niño y empezaba a dibujar. Creo que es el sueño de muchos jóvenes gaditanos. Animo a todos a se-guir creyendo, porque la oportunidad tarde o temprano llega. Yo mismo no me lo podía creer cuando me enteré.

Fuente: La Voz de Cadiz

Compartir

Deja un comentario

Tu email nunca se publicará.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.