La semana de… Joaquín Quiñones (VI)

El matrimonio carnavalesco entre Noli y Quiñones empezó a dar sus frutos rápidamente ya que al segundo premio de ‘Los vikingos’ en 2003 le siguió todo un primer premio con ‘La cárcel vieja’ en 2004. Esta comparsa tenía un repertorio bastante redondo donde todo estaba a un amplísimo nivel tanto en letras como en músicas e interpretación. Destacamos de esta comparsa este precioso pasodoble sobre la libertad.

Acaba de cumplir
diez añitos en abril
y me pregunta papá
me han mandao escribir
y no sé qué decir
sobre la libertad.
Dime lo que es pa ti
que yo solo la vi
en tu boca gritar
dime si por ella debo luchar,
dime si también es de los demás
o si por ella se debe morir.
Libres son las estrellas.
libres son las mariposas
y las olitas del mar,
libres somos los hombres
que no escribimos con sangre
la palabra libertad.
También puedes dibujar
una paloma al volar,
los cielos libres pa siempre.
No se te olvide firmar
si te catean me da igual,
con tal que estés convencío
me sobran sobresalientes.

(Vídeo subido por Guashilandia)

Al año siguiente la comparsa siguió mirando a Cádiz pero a su profundidad, tirando de mitología para recrear en el escenario ‘La Atlántida…?’. Fue una comparsa que de nuevo gustó muchísimo pero se quedó en un tercer puesto con un tipo que se llevó la aguja de oro.

Más suerte corrió la comparsa de 2006 ‘La caldera’, la que supone el último primer premio de este autor. Había muchísimo nivel y hasta última hora estuvieron peleando por el primer puesto con ‘La cuadrilla’ de Los Carapapas. Finalmente fue la comparsa de Quiñones quien venció con letras tan impresionantes como esta sobre el maltrato.

Sus majestades, sus majestades
los Reyes Magos
me llamo Juan, me llamo Juan,
tengo seis años
y en el sofá le vi a dejar
mis zapatitos,
una copita de coñac y caramelitos.
A Gaspar, le he pedio a Gaspar
una cosa na más
que no le ocupa ni sitio
en su camello,
que papá no le pegue a mamá
que me pongo a llorar
y me da mucho miedo.
Majestad, le prometo estudiar
y de noche rezar
y traer buenas notas.
Y aunque me ha dicho mi madre
que no se lo diga a nadie
que papaíto es mu güeno
¡ay rey Gaspar no olvide
lo que le he pedío
déjamelo en un sobresito
a nombre mío
que ya otro año, estaré más contento
yo lo quiero es tener a mi madre
contándome cuentos.

La semana de… Joaquín Quiñones (V)

Para el año de 1999 Joaquín Quiñones y su comparsa rompen la barrera del cuarto premio y se quedan a pocos puntos de ganar el primer premio con ‘El circo’. La propuesta de Pepe Martínez y Quiñones volvió a dar fruto sacando el lado artístico más inexplorado de los componentes, ya que lo mismo tocaban la trompeta, el saxo, hacían trucos de magia o se subían en un monociclo. Aunque la comparsa gustó muchísimo, ese año el primer premio se lo llevó la comparsa de los gitanos de El Puerto con ‘La Parra Bomba’. De ‘El circo’ vamos a recordar uno de esos pasodobles que han quedado en la memoria de los aficionados.

Es ley de vida,
el tiempo pasa
huyendo hacia adelante,
sin darnos cuenta
y los espejos de la aurora
van peinando canas.
“Ya no tengo a quien dormir
con la nanita ea,
ni llevar nadie al colegio”
Me comentaba preocupada.
“Ya no tengo con quien bajar
al solecito de la plazoleta,
ya no tengo con quién charlar
mientras jugueteaba con su bicicleta,
se está dejando en los estudios
y se me pone a veces en rebeldía.
Me imagino que ya bebe
y que me fuma a escondías
y que tiene su quereles
floreciendo en la pandilla.
Me tiene siempre con las carnes abiertas
asomaíta a la ventana
contemplando a las estrellas
mirando la hora, arreciíta frío.
Ay, Dios mío de mi arma
ay, ¿dónde estará metío?”
En el sofá
la madrugá de nuevo la ha rendío,
esperando el beso se ha dormío
otra vez más dando suspiros.

(Vídeo subido por Titto Rosales)

Al año siguiente la comparsa no tuvo tanta suerte y quedó a las puertas de la final con un tipo donde todos volvieron a utilizar instrumentos, esta vez de percusión e inspirados en Brasil. La comparsa fue ‘La batucada’.

En 2001 volvió a la final por última vez con la música de Pepe Martínez. La comparsa fue ‘Los mercenarios’. Gustó mucho pero se quedó con un cuarto premio.

El año 2002 fue el último con la música de Pepe Martínez. Este año el tipo era de carteros y el nombre ‘En propia mano’. El grupo sufre la baja de los Alcántara y se incorpora la célebre voz de Antonio Cantos (Caracol) quien ya saliera con Quiñones en comparsas como ‘Dioses del Olimpo’ o ‘Robots’. La comparsa se quedó en las semifinales.

Para 2003 Pepe Martínez decide descansar pero Joaquín y su grupo deciden seguir adelante buscando un nuevo músico. Querían darle a la comparsa un giro hacia lo más clásico y miraron a uno de los mejores músicos de chirigotas puras de la viña, el Noli. Éste se encargaría del pasodoble, quedando el resto del repertorio para Nene Cheza, un componente que llevaba ya más de diez años en el grupo. El resultado fue una comparsa que encandiló desde el primer momento, ‘Los vikingos’. Se quedó en segundo lugar pero dejó para la historia pasodobles como este dedicado a su propio músico y estilo.

Con una guitarra
y la voz cascada
él me lo cantó,
tocaba y miraba
como si buscara
en mí la emoción.
Había puesto el alma
porque una comparsa
quería llevar
ese pasodoble
que en los mostradores
se canta al compás.
Si es de chirigota
o si es de comparsa
usted me dirá.
Silencio, silencio, silencio
que esto es Cai, Cai,
si no te levanta el vello
esto es lo que hay.
Hoy quiero vestir a mis letras
con notas de antaño,
quiero cantar como cuando era un niño
poniéndole sentimiento y cariño
que to se pierde en la rivalidad.
Con cuatro acordes y dos garabatos
el pasodoble del tres por cuatro
con na en el mundo
se pue comparar.

(Vídeo subido por Guashilandia)

El tren botijo

Hablar del coro de carnaval es hablar, entre otros, del coro de la Viña, toda una institución en esto del tango. Desde que arrancara allá a finales de los años 70 mantuvo siempre intacto su carácter clásico y su estilo particular. A lo largo de su extensa trayectoria muchos son los autores que han compuesto sus repertorios. El último primer premio fue en 1997 con ‘El habla de Cádiz’, cuya autoría era de José Manuel Sánchez Reyes y Antonio Martín y su última final fue en el año 2000 con ‘El tren botijo’, coro que recordamos hoy. En esa ocasión la autoría era de Paco Cárdenas, Ramón Peñalver y el Noli. La última participación de este coro en adultos fue en 2015 con ‘La viña en guerra’, quedando en preliminares. El pasado carnaval participó en coro en juveniles que provenía de la peña de la Salle Viña y que consiguió el segundo premio con ‘Un sueño hecho tango’. Vamos a recordar hoy esta última final del coro de la viña.

(Vídeo subido por Carnaval por un tubo)

Presentando el pasodoble de… Los estamos enamoraos

En el año 1998 la chirigota de Paco Cárdenas, Ramón Peñalver y el Noli sufría algunos cambios en el grupo que dirigía Manolín Gálvez. Entre los componentes podemos encontrar gente como Sergio (actualmente en la comparsa de Subiela), Julio Álvarez (exdirector de Remolino) o Toni Rodríguez (humorista gaditano). El pasodoble que el Noli presentó a los autores fue este, escuchen:

(Vídeo subido por Ramón P.H)

Varios meses después la chirigota se presentó en el Teatro Falla pero no cantó esta letra de pasodoble en concreto sino otras. Escuchemos los dos pasodobles que interpretaron en la fase de preliminar:

(Vídeo subido por Carnaval por un tubo)

Años después (casi dos décadas), el grupo del Noli que en 2017 ha defendido el repertorio de ‘Al borde del precipicio… Los rancios’ mete en antología esta letra y suena de esta forma:

(Vídeo subido por El Pasacalles de Carnaval)

Tu música me suena: Las viudas de los bisabuelos de los viejos del 55

En 1994 el pelotazo de chirigotas llegó con ‘Las viudas de los bisabuelos de los viejos del 55‘ con la letra de Paco Cárdenas, Ramón Peñalver y Manuel Sánchez Alba (el Noli). Este grupo vestido de mujeres de luto llegó al Falla con un estilo clásico y añejo y se llevó el gato al agua conquistando a público y jurado.
En el repertorio de ‘Las viudas’ destacan pasodobles, popurrí, cuplés, estribillo y la presentación, cuyo son de “popopo” todavía se escucha hoy día en el Falla desde el gallinero para amenizar las esperas entre agrupaciones. Pues bien, ese estribillo de “popopopo” salió de una canción del grupo musical Los Payos, esos que se hicieran famosos con la canción María Isabel, en concreto la canción escogida fue “La Sueca”, escuchémosla.

(Vídeo subido por Vinilo Nostalgia)

Hace relativamente poco, Manolín Gálvez comentó en una entrevista que esa presentación surge en la grabación de la cinta de la chirigota, ya que tenían otra cosa y así surgió, de modo que la presentación está cantada por él solo mientras que el estribillo de la misma lo canta todo el grupo. La presentación, cuya letra ya pusimos en el blog, ha quedado para la historia y se va a recordar para los restos.

(Vídeo subido por Guashilandia)

Mira quillo – Al borde del precipicio… Los rancios

El Noli volvía a la chirigota tras varios años de ausencia con un grupo que mezclaba veteranía y juventud. Os dejamos, cómo no, con uno de sus pasodobles, dedicado a la semana santa de Cádiz.

Mira, quillo, qué maravilla
esta musiquilla,
pasodobles iniciaos por sevillanas,
debemos estar con los tiempos
no seas más sieso
que la feria llega al Falla.
Y trajes con sus faralaes
en vez de disfraces
nos vendrán de maravilla
es que yo ya me lo imagino
esos farolillos
por el barrio de la Viña.
San Antonio, gran portada
y a bailar por sevillanas.
Sería un gran carnaval
pa el gusto de dos o tres
esos que en la madrugá
horquillas no quieren ver
que en la forma de cargar
prefieren los costaleros,
esos que van a Triana,
los que mueren en La Campana
y reniegan de lo nuestro.
A ti, paisano,
empeñado en destrozarnos
nuestra Semana Santa
escúchame bien, mi arma,
tan solo un mal nacío
reniega lo que mama,
reniega lo que mama,
de lo que mama.

Felipe Marín, Pepe Fierro, El Noli
‘Al borde del precipicio… Los rancios’ – 2017

(Vídeo subido por Onda Cádiz Carnaval)

Mira – Los equilibristas

La comparsa que dirige Subiela anunciaba que este año venía más competitiva y vaya si lo ha hecho, cayó de pie desde el primer día y estuvieron en una final más que reñida. Finalmente quedaron en cuarta posición. Os dejamos con el pasodoble más puntuado por el jurado, el dedicado a la otra cara de Andalucía.

Mira
a ese yonqui de Triana,
Triana, Triana.
Mira
a esa puta en la Mezquita
buscando turistas.
Mira
a ese viejo temporero
sudando hierro
en la vendimia,
africanos de Jaén
o rumanos sin somier
en el olivar de algún marqués.
Respirando enfermedad
Huelva en su polo industrial
y los pescadores sin la mar.
Los esclavos negros en el Ejido,
los caballos muertos en el Roció
para tu ofrenda,
para tu ofrenda
Blanca Paloma.
Cádiz el fracaso de las escuelas,
Granada de Alhambra y de candelas,
de palacios moros y de chabolas.
Que ser andaluz
es más que la gracia, los chistes, el vino
la playa y la luz
la feria, los santos, los toros
los campos, la virgen, la cruz
y todos los tópicos rancios
que dicen del sur.
Que ser andaluz
no es esa asquerosa mentira
barata que te tragas tú
yo amo las luces y las sombras
de la tierra mía
no mires pa otro lugar
que lo que he dicho en verdad
también es Andalucía.

Miguel Ángel García Argüez, José Manuel Aranda, Manuel Sánchez Alba
‘Los equilibristas’ – 2017

(Vídeo subido por Carnavalsur)

Con esta letra – Al borde del precipicio… “Los rancios”

Esta noche sin remedio
volvemos a vernos
los del frente a frente
como en los mejores tiempos
los del pretendiendo
Cádiz como siempre.

Con esta letra comenzaba
aquel pasodoble
esa noche de comparsas gaditanas.
Antonio Martín le cantaba
a Martínez Ares
y por Cádiz peleaba
pues quiso la diosa fortuna
dos hombres a una
fuese aquí en estas tablas
que con esa mujer por medio
guerra de unos celos
se citaran cara a cara.
Acabaron los Antonios
por mi Cai, loquito loco.
Y hoy se vuelve a repetir
cambia la modalidad
pues vuelven a coincidir
dos grandes del carnaval
unidos por un compás
Cádiz por novia comparten.
Si antes fueron dos Antonios
hoy aquí son dos Manolos
en las tablas pa cantarte.
Y hoy en el Falla
aunque fuese mi última noche
me siento afortunao
de ver en este teatro
a tanto aficionao
al son del tres por cuatro,
al son del tres por cuatro,
del tres por cuatro.

Pepe Fierro, Felipe Marín y Manuel Sánchez Alba (Noli)
Al borde del precipicio… “Los rancios” – 2017

Hijo – Los equilibristas

La letra de hoy va dedicada a Susana Díaz, que se está llevando un repaso impresionante este año. La ponemos porque es un enfoque bastante original el que le han dado.

Hijo, pronto vamos a mudarnos,
mudarnos, mudarnos,
hijo, si Dios quiere cambiaremos
de vida y de suelo.
Cuando vayas al nuevo colegio
estos consejos tenlos presentes:
piensa que estás en Madrid
nunca deberás decir
que nuestra familia no de allí
y, como hace tú mamá,
ten cuidado al pronunciar
no hables como tú aprendiste a hablar.
Nunca digas que naciste en Sevilla
ni hables demasiado de tu familia
ni que tu padre, ni que tu padre
es solo un tieso,
disimula ese acento que tienes,
no digas ni mu de la blanca y verde
ni que abuelo solo es un fontanero.
Intenta mejor
tratar de esconder
las raíces sureñas de tu corazón
que lejos de aquí nos espera
una vida que es mucho mejor,
a veces hay que desertar
pa cumplir tu ambición.
La vida es así,
tu tierra y tu gente no importa
si quieres trepar y subir,
recuerda que tú eres el hijo de Susana Díaz.
Reniega, niño, por Dios,
lo mismo que renegó
tu madre de Andalucía.

Miguel Ángel García Argüez, José Manuel Arada y Manuel Sánchez Alba
‘Los equilibristas’ – 2017

Tú dijiste mirando hacia el suelo – Los doce

La comparsa de Subiela (un director clásico en las finales) se quedó en semifinales y en su disco encontramos nada más y nada menos que cuatro pasodobles y dos cuplés inéditos. Os dejamos con uno de esos pasodobles que no se oyeron en el Falla, aunque ahora sí disfrutamos en las distintas actuaciones de ‘Los doce’.

Tú dijiste mirando hacia el suelo
tenemos que darnos un tiempo
y el tiempo pa mí se detuvo
y mirando cómo te alejabas
a mí el corazón se me helaba
frío y oscuro.
Y cómo me pides un tiempo
si mi tiempo es solo pa ti
y si hay que dar tiempo al tiempo
en este tiempo de espera
mi corazón impaciente
y obediente
se desespera.
Que el tiempo es oro
que no lo cura todo
y no sabe de amores
y no sabe de amores.
Que lo mismo que son las mareas
que vienen, se van y se quean
son mis dolores
y el tiempo en mis sábanas blancas
es como un jardín donde faltan
to tus olores.
Mi tiempo te he dao,
mi tiempo te di,
mi tiempo y mi vida
son solo pa ti.
Tómate tu tiempo,
yo te lo regalo
que aunque el tiempo pase
te estaré esperando.

Miguel Ángel García Argüez, José Manuel Aranda Perales, Manuel Sánchez Alba
‘Los doce’ – 2016

(Subido por Guillem Murgui)